De acuerdo al New York Times y otras publicaciones, el planeta Tierra ha alcanzado la temperatura más alta por 3 años consecutivos, por lo que muchos líderes empresariales ya están trabajando en reducir la huella de carbono de sus empresas, pero pasan por alto el hecho de que deben realizar pequeños ajustes dentro su programa de viajes para lograr un gran impacto. Para muchos, llevar a cabo prácticas ecológicas dentro de una política de viajes parece una tarea muy complicada, pero en realidad no tiene porqué serlo.

Bernard Harrop, responsable de la sustentabilidad del Proyecto ICARUS, perteneciente a la Asociación Global de Viajes Corporativos (GBTA), nos guía a través de este proceso en cinco pasos.

Paso #1: Alinea tu programa de viajes con los objetivos corporativos de sustentabilidad de la empresa.

Harrop señala que más del 90% de las corporaciones en Estados Unidos y Europa cuentan con algún tipo de lineamiento para la sustentabilidad, pero muchos de ellos no cubren a los viajes de negocios. Por lo tanto, comienza por ponerte en contacto con el área encargada de la sustentabilidad dentro de la empresa para ver de qué manera pueden incluirlo también al programa de viajes.

Paso #2: Recopila y reporta datos acerca del CO2.

 Para lograr hacer conciencia sobre la necesidad de adoptar políticas más respetuosas con el medio ambiente, necesitarás obtener algunos números concretos sobre cuántas emisiones de carbono produce tu empresa, así como llevar a cabo una proyección de optimización de recursos monetarios mediante la implementación de prácticas sustentables.

Los clientes de American Express Global Business Travel pueden utilizar nuestro programa analítico GREEN INSIGHTS para calcular la huella de carbono de su empresa. También tienen acceso a la herramienta de autoevaluación de sustentabilidad de la GBTA con la finalidad de identificar las fortalezas y debilidades de un programa de viajes.

Una vez que tengas una imagen clara de la huella de carbono que produce tu compañía, te será más fácil detectar en qué áreas pueden reducirse las emisiones de CO2.

Paso #3: Define tus metas y objetivos.

 Harrop dice que este suele ser el mayor desafío: tomar decisiones sobre hacia dónde quieres que vaya la empresa y sobre cuáles son los objetivos específicos a cumplir. ¿Será uno de ellos reducir las emisiones de carbono en un 5% en el primer año?, ¿O deseas elevar ese número hasta un 10% o 15%? La respuesta está en quién está impulsando el cambio, ya sea únicamente el gestor de viajes o un consejo de administración.

Mientras que un gestor de viajes no puede hacer cambios radicales en una empresa por sí solo, si realizamos un buen trabajo de recopilación de datos en el paso #2, nos será más fácil obtener el apoyo de los directivos.

No importa quién sea el impulsor, Harrop recomienda que al crear un programa de reducción de CO2 se inicie teniendo un fin en mente y se continúe con un proceso que ofrezca resultados medibles y alcanzables.

Paso #4: Crea un plan para minimizar las emisiones.

Como explica Harrop, hay algunas medidas simples que una compañía puede tomar para reducir su huella de carbono inmediatamente, pero también se pueden pensar soluciones más creativas y efectivas.

“No se trata de detener los viajes, se trata de darle un enfoque más sensato a lo que has hecho siempre”.

Los ajustes más fáciles de implementar pueden incluir hacer reservaciones en hoteles ecológicos o el alquiler de vehículos más pequeños y de bajo consumo.

Paso #5: Implementa el programa e involucra a tus empleados.

“Para hacer que un programa funcione, la compañía tiene que construir una red de apoyo dentro de su organización”.

Harrop aconseja elegir a algunos de los mejores administradores de viajes por área o división, región u oficina, los cuales se identifiquen con la causa y puedan ayudar con la implementación del programa.

Esto tomará tiempo y esfuerzo, pero una vez que comencemos a obtener resultados positivos, poco a poco conseguiremos más apoyo por parte de nuestra empresa.

Por último, recuerda las tres P’s al diseñar un programa: Personas, Planeta y Profit (ganancias), si consigues encontrar el balance perfecto entre las tres, entonces tendrás un programa de viajes muy exitoso.